fbpx
la imagen viene a complementar un articulo de BI

Abastecimiento eficiente: la solución del BI al mayor problema de la industria retail

Sobreabastecerse o quebrar stock y despachar los productos con retrasos mientras llega la reposición. Ambas opciones son negativas para la industria del retail, pero también son un problema cotidiano, que repercute en pérdidas económicas para las empresas, y también en la pérdida de clientes, que no quedan satisfechos con el servicio.

La poca rigurosidad y exactitud en las cantidades de compra de este sector lo vuelven ineficiente ante una mayor cantidad de demanda, SKU o productos porque ocasiona los problemas mencionados. Sin embargo, para solucionarlos existen los modelos de abastecimiento, que con la ayuda del Business Intelligence logra determinar cuánto necesitan comprar a sus proveedores y cuándo es el momento más recomendado para hacerlo.

El BI canaliza grandes cantidades de información de una manera mucho más rápida, entregándoles a las empresas los datos actualizados y de forma inmediata, dónde y cuándo éstas los requieran. Éste es uno de los primeros beneficios que le brinda esta tecnología a la industria del retail, permitiendo no Sobreabastecerse o quebrar stock.

El análisis de datos se realiza gracias a herramientas de visualización de BI, un servicio especializado en esta labor para las organizaciones, que permite ver gráficos, porcentajes y cifras claves para la logística del negocio de forma automática.

El éxito del business intelligence en retail

Existe el caso de una empresa con la que trabajamos y qué importa el 90% de sus productos, provenientes de Europa y algunos lugares de Chile, la cual mediante esta tecnología puede disminuir sus costos comprando las cantidades exactas a sus proveedores. Así, evita sobreabastecerse, disminuye el costo financiero que significa el inventario y también deja de retrasarse con las entregas de sus clientes, debido a la falta de stock.

No obstante, la clave del abastecimiento eficiente de esta compañía sigue estando en sus datos, sobre todo en los históricos, que le permiten comparar comportamientos cuantificados entre períodos actuales y anteriores para tomar decisiones estratégicas. Así, a través del BI pueden conocer distintos KPIs al detalle de productos con indicadores de stock, pedidos en tránsito, tipos de inventario (sobrestock, quiebre, normal), de ventas históricas y el sugerido para abastecer a partir de los indicadores anteriores.

Además, en la empresa pueden visualizar los niveles de servicios respectivos, el comportamiento de sus proveedores, los tiempos de entrega y otras variabilidades para poder calcular la cantidad exacta que se importa de cada uno de sus productos.

El Business Intelligence también le permite a esta empresa ver y monitorear su gestión de inventario, dándole mayor valor a la “sugerencia de compra”, pues le permite saber qué productos comprar, cuántos y cuándo para mantenerse abastecidos de forma eficiente.

Cabe destacar, que este modelo BI opera bajo una fórmula ROP, que combina variables como tiempos de entrega, variaciones, demanda promedio y niveles de inventario, entre otras. Además, se basa en los datos históricos de la empresa para realizar cálculos. 

Como resultado, la compañía desarrolla un trabajo más rápido, eficaz, satisfactorio para sus clientes y sin pérdidas económicas.   

¿Te gustaría implementar Business Intelligence en tu empresa retail? Revisa más información AQUÍ y conversemos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *